17
08.2011

El 25 de enero del 2005, entre las 12.30 y las 13.20, se dieron tres hechos delictivos, que no guardaban ninguna relacion entre si, a pesar de que en un primer momento, los medios y la policia, los mostraron como relacionados y concluyendo un supuesto raid delictivo de una supuesta banda de delincuentes, con la muerte de dos mujeres adultas y un nene de seis a├▒os, totalmente ajenos a los hechos.
Y probablemente una persona inocente y padre de familia condenado a 30 a├▒os de prision.

Este caso, fue mal bautizado por el periodismo como La masacre de Pompeya

Cronologia
25 de Enero de 2005
12:45 – Grobert Cano Escobar y Ana Gladys Rocha Vargas, ambos de nacionalidad Boliviana, realizan una operacion de compra de dolares en el Banco Franc├ęs de Av. S├íenz 1146 y son registrados por una camara de seguridad, al salir.
Caminan unos metros y suben a un colectivo de la linea 32 Interno 26.
Cuando el vehiculo, se encuentra en las proximidades de la Av Roca y Gral Paz (en la calle 27 de Febrero, jurisdicción de la 52ª), se le cruza un vehiculo de color blanco, que algunos describen como un Peugeot 205, (aunque tambien hubo versiones de ser un Fiat Palio), esgrimiendo armas y chapas policiales y le indican al conductor que abra la puerta, tras lo cual, suben al colectivo y van casi directamente a Grobert Cano Escobar y despues de revisarlo, le sustraen los dolares que habian comprado minutos antes (5.215 U$S).
Despues del robo, los delincuentes se dan a la fuga, en direccion al Puente La Noria.

Algunos pasajeros del colectivo, coincidieron en que al momento de la fuga, habia otro vehiculo Renault 9 gris, oficiando de apoyo.
El chofer del colectivo, en la declaracion policial, nego que el vehiculo en el que circulaban los ladrones fuese un Peugeot 205 y aseguro que era un Citroen bastante nuevo y que tampoco era de color blanco, sino de color crema (la linea Citroen, no tiene ese color)

13:15Juan Alcides Ignes, llegaba junto a su hijo al domicilio de su cu├▒ada, ubicado en Barros Pazos 5690, despues de haber realizado una operacion bancaria en la sucursal Moron de la Banca Nazionale del Lavoro.
Al descender del vehiculo, se le acerca un sujeto que lo intimida con un arma de fuego exigiendole el dinero que habia sacado de del banco.
A la vez que se acerca un vehiculo blanco que identificaron como un Peugeot 205 blanco, conducido por otro maculino (de rulitos), el primer sujeto y ante la resistencia de Ignes, efectua un disparo hacia el piso.
Tras lo cual y ante amenaza de herir a su hijo, le entrega el dinero ($ 725).
Ignes, y su sobrino, Hector Osvaldo Vaira, que se encontraba entrando el vehiculo al garage de la casa, emprenden la persecusion de los asaltantes, tomado los recaudos de una distancia prudencial del supuesto Peugeot 205 blanco.
Tio y sobrino se comunican via telefono celular con el comando radiolectrico informando de la situacion y teniendo una comunicacion directa durante la persecusion con la policia , informandoles el recorrido realizado por los asaltantes.
Los asaltantes, son perdidos de vista, en las inmediaciones de la Av Roca y Centenera.

13:20 – Fernando Ariel Carrera de 27 a├▒os de edad, casado y padre de tres hijos, comerciante; detiene su Peugeot 205 color blanco patente BZY 308 en la esquina de la Av Saenz y Centenera a la espera de la luz verde que le habilite el paso.
En ese momento, un Peugeot 504 en muy mal estado y de manera brusca, pretende colocarsele delante a la vez que por la ventanilla delantera derecha, sale un sujeto de pelo largo y barba, esgrimiendo un arma de fuego con una clara se├▒al intimidatoria.
El vehiculo en cuestion y sus dos ocupantes, no tenian , ninguna identificacion visible que hiciera suponer que fuera policias.
Ante esa maniobra, Carreras, gira su vehiculo hacia la izquierda, siendo el unico espacio libre y pretende evadir la supuesta agresion.
En ese momento se escuchan dos o tres disparos, uno de los cuales, hieren a Carreras en el menton, aparentemente, quitandole la conciencia en ese momento.
El vehiculo de Carrera, toma por la Av Saenz (hacia capital) siendo perseguido por el Peugeot negro y por un Renault 19 gris que se agrego a la persecusion.
Sin control sobre elvehiculo y con un presuntivo estado de shock, Carrera atropella con su vehiculo a un grupo de personas que estaban cruzando la avenida con luz habilitante, debido a lo cual, fallecen dos mujeres: Edith Elizabeth Custodio, Fernanda Gabriela Silva y un nene de seis a├▒os, Gast├│n Gabriel Di Lollo.
Despues del atropello, Carrera, impacta su vehiculo contra una Renault Kangoo (DQF 574) que ingresaba a la avenida de manera normal con la luz que lo habilitaba, donde tambien quedan heridos sus dos ocupantes: Houyun He y Min He, ambos de origen oriental.

Tras este ultimo impacto, el vehiculo de Carrera, queda atravesado en la calle y los policias que habian descendido de sus vehiculos, y con el argumento de que desde el interior del vehiculo, les dispararon, tiraron sobre el vehiculo, entre 18 y 22 tiros, (no pudiendo rescatarse, todas las capsulas servidas) y calculando estos datos, sobre los impactos en el vehiculo Peugeot 205, de los cuales 9, tenia Carrera en su cuerpo.

Despues de semejante infierno, en un lugar tan transitado por peatones y automoviles, aparece un arma, que se supone es secuestrada a Carreras, en el interior del vehiculo y que todavia tenia en su mano: Una pistola marca Taurus plateada, con una capacidad de 17 tiros, de los cuales solamente habia 7 (siete) en el cargador.

Ninguno de los damnificados, describio como plateado el color de las armas con las que fueron amenazados y justamente Juan Alcides Ignes, es retirado de una fuerza de seguridad, lo que lo ubica como mas conocedor del tema.

Despues de los hecho, Carrera fue derivado al hospital Penna, ante la amenaza de los transeuntes de ser linchado.
La policia, cerco el lugar, despues de que la zona quedo totalmente contaminada para la recoleccion de pruebas.
Se hicieron presente los bomberos, los fiscales zonales y algunos empleados judiciales que tampoco recabaron la informacion necesaria..

Al otro dia, el caso, se diluia como tantos otros, en una ciudad victima de una inseguridad que crece minuto a minuto por falta de idoneidad de los funcionarios y falta de profesionalismo de las fuerzas de seguridad, que en este caso, expusieron a una gran porcion de sociedad, por la irrisoria suma de 750 pesos, que fue el delito denunciado a ultimo momento.

Los primeros momentos tras el incidente, fueron casi de rutina, pero a medida que pasaban las horas y se iban dando a conocer datos publicamente, se empezaron a evidenciar muchas maniobras que no son condicentes con la seriedad que debe imperar en la justicia, sumados a las declaraciones de Carrera, donde argumentaba su inocencia

Horarios, medidas, situaciones oscuras, testigos falsos, noticieros de tv que se desdecian permanentemente, agrupaciones y personalidades que dudaban, si no estaban ante otro caso de “gatillo facil”…y sobre todo….los antecedentes de las comisarias intervinientes en el hecho.

Todo eso comenzo a generar un gran malestar social entre los allegados a las entidades y agrupaciones de Derechos Humanos.
Enrique Pi├▒eyro (Wisky-Romeo-Zulu y Fuerza Aerea S.A), dedico una pelicula – documenal integramente al caso de la Masacre de Pompeya: El Rati Horror Show.
Una excelente investigacion periodistica, un marcado compromiso a aclarar las dudas provenientes del caso y sobre todo, la idea de que son muy probables las causas armadas por funcionarios policiales por muchisimas razones y cualquiera de nosotros podria llegar a ser una victima de este sistema tan perverso.

Fernando Carrera fue hallado penalmente responsable de los “homicidios agravados” de Edith Custodio, de 41 a├▒os, Gast├│n Gabriel Bedoya, de 6, y Fernanda Silva, de 31. Adem├ís, fue condenado por robos con armas de fuego a un ex militar y a una pareja de ciudadanos bolivianos, de las lesiones graves a otros tres peatones, de provocar da├▒o, encubrir y portar ilegalmente un arma de guerra.
Lo conden├│ el tribunal oral n├║mero 14, integrado por los jueces Hugo Cataldi, Beatriz Bistu├ę de Soler y Rosa Lescano a 30 a├▒os de prision, mas accesorias legales y costas.

Fernando Carrera, tiene actualmente 31 a├▒os, casi el mismo tiempo que deberia estar en prision, por un hecho que a lo mejor..no cometio.

Todo parece decir..que ahora empieza la historia….

Publico:
Caso: Masacre de Pompeya



Dejar un comentario

Disculpa, debes iniciar sesi├│n para escribir un comentario.